InternacionalTitular

Rusia y Ucrania se acusan mutuamente de bombardear la mayor central nuclear de Europa

Desde el viernes, Ucrania y Rusia se acusan mutuamente de los ataques en la planta de Zaporiyia, situada en el sur ucraniano y tomada por los rusos desde marzo. Ninguna fuente independiente ha podido confirmar la veracidad de las acusaciones hasta ahora.

El bombardeo de la central “por las fuerzas armadas ucranianas” es “potencialmente extremadamente peligroso” y podría “tener consecuencias catastróficas para una vasta zona, incluyendo el territorio europeo”, advirtió el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov.

El Ministerio ruso de Defensa afirmó el lunes que el último ataque la madrugada del domingo había dañado una línea de alta tensión que suministra electricidad a dos regiones ucranianas.

El jefe de la agencia nuclear ucraniana Energoatom, Petro Kotin, hizo un llamado el lunes para desalojar a los ocupantes rusos y crear una “zona desmilitarizada” en los alrededores de la planta.

“Debería haber una misión de mantenimiento de la paz que incluya también a expertos del OIEA [Organismo Internacional de la Energía Atómica] y otras organizaciones de seguridad”, continuó en un vídeo publicado en Telegram.

Según él, “cerca de 500 soldados y 50 vehículos pesados, tanques y camiones” ocupan la planta de Zaporiyia. Además, dos empleados ucranianos resultaron heridos durante los ataques, precisó.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *